¿Qué tipo de piel soy?

Actualizado: 23 ene

CADA PIEL ES ÚNICA


Nos invita a observarnos, a estar presentes, conocernos y autogestionarnos el cuidado cotidiano, el bienestar y la salud con una visión hólistica. La piel es el órgano más grande de nuestro cuerpo, nuestra barrera protectora, por eso es vital cuidarla con responsabilidad, libre de agrotóxicos, sintéticos, alcoholes, derivados de petróleo y químicos tóxicos en general. Es una gran esponja, que todo (absolutamente todo) lo que ponemos en ella nos afecta. Está conectada con nuestra sensibilidad, con todos los sistemas (digestivo, límbico, nervioso) y con nuestras experiencias cotidianas.



Somos seres cíclicos , cambiamos con las estaciones. Es aquí donde la escucha y observación constante se hace tan necesaria; nuestra piel se transforma con las estaciones y requiere alimento real para adaptarse y no perder el equilibrio.


Somos unicxs, somos cosmos y la piel es nuestra propia huella digital. Diferentes en pigmentación, con pecas, temperatura y aroma, y también por la diversidad de microorganismos que habitan en ellas. ¿Cómo que microorganismos? Si, la piel tiene su propia comunidad de microbios residentes o MICROBIOTA, como la del intestino, inmensa pero aún más variada, que es única en cada persona y que tenemos que cuidar, porque si se altera provoca desequilibrios. La microbiota es una doble protección fisica e inmunologica y esto hace a la piel aun más interesante al estar en constante movimiento por las estaciones , emociones , alimentos y estilos de vida; esto nos mantiene atentxs y en constante observación.


El miedo, la ira, la tristeza, la felicidad… son algunas de las emociones que se pueden trasladar a nuestra piel, y no solamente por lo que expresan los músculos de nuestro rostro. Para empezar, un estado de estrés puede provocar un enrojecimiento en la piel. Un golpe de ira te puede llevar a vivenciar acné. Una angustia puede ocasionarte una rosacea. La piel habla y nos cuenta día a día lo que vivimos.


Podemos clasificarla por biotipos cútaneos como guía. Tenemos que tener presente que siempre hay sensibilidad, de hecho es un organo sensitivo. Algunas pieles van a tener más vulnerabilidad que otras. También es totalmente posible tener cualquier tipo de combinación de piel y afección (una o varias) en cualquier momento. El ideal y lo que buscamos con estas herramientas : es tener una buena salud de la piel.

A continuación podrás ver algunas características de los biotipos de piel, y con esta herramienta podrás observarte y saber el estado actual de tu piel.

  1. PIEL EUDERMICA (NORMAL)

  • Piel en equilibro, sin imperfecciones. Generalmente pieles jovenes.

  • Limpieza suave, Hidratar y Proteger

  • Hidratante, nutrición y Protector Solar

  • Hidratación interna

  • Alimentos saludables para seguir sosteniendo el equilibrio

2. PIEL SECA

  • Piel con poros finos, falta de agua con agrietamiento o paspadura. Falta de hidratación y vitalidad. Presenta un aspecto tirante casi transparente y con tendencia a quebrarse y escamarse. Por eso, es aconsejable probar durante unos dias y elegir el ritual de productos correctos con alta cantidad de fitonutrientes e hidratación. Este tipo de piel puede mostrar signos de arrugas, escamación e irritación, siendo sensibles a todo lo que le ponemos. Puede tener desequilibrio debido a los jabones alcalinos, detergentes, exceso de exposición al sol, aire, clima seco y ventoso, abuso de alcohol, cafeina , te , etc…

  • Desequilibrios : Alteración de alguna de las glándulas, que al no producir suficientes secreciones no logra mantener a las células más superficiales correctamente hidratadas (muchas veces se debe a alteraciones endocrinas, como de la tiroides o suprarrenales)

  • Pueden ser sensibles también y esto se debe a que pierden la protección natural de la piel, su manto lipídico. Poniéndola en riesgo de irritaciones y reacciones más fácilmente, al igual que a la aparición de lineas y arrugas.

Necesita:

  • Limpieza gentil, ideal jabón, Serum nutritivo, Hidratación y Nutrición.

  • Hidratación intensa y completa con activos emolientes, ricas en aceites vegetales como rosa mosqueta, avena, miel , almendras, coco, caléndula, aloe vera , lechuga, jazmín , lavanda , rosas y neroli.

  • Se puede aplicar un serúm como humectante para evitar que perspire la hidratación ingerida y aplicada.

  • Serúm Nutritivo.

  • Bálsamo multiusos

  • Incluye cada 10 días una mascarilla que depure pero que a la vez hidrate ( Ideal mascarilla sólida)

  • Mejora tu Ritual y notarás cambios maravillosos en tu piel. Evita tóxicos, alcoholes y tónicos abrasivos.

  • Mejora tu alimentación para equilibrar el organismo. Cuida la piel de cambios de temperatura fuertes entre frío/calor. Si estas mucho tiempo expuesto a caloventores o aires acondicionados no olvides un buen hidrolato que mantenga hidratada y calmada la piel.

  • Consumir agua / geles naturales / tisanas.

  • Dormir mucho, tratar de seguir rituales estables, evitar el frío, no precipitarse y relacionarse con personas cálidas y tranquilas.

  • Hidratar y nutrir la piel en profundidad.

  • Evitar baños muy calientes, y cualquier producto que les reseque mas la piel.

  • Es muy importante comer muchas frutas frescas

3. PIEL OLEOSA

  • Piel con exceso de sebo, tendencia al acné y puntos negros.

  • Necesita:

  • Higienzar y Nivelar

  • Limpieza, ayuda a arrastrar el detrirus, polución, polvo

  • Cada 10 días hacer mascarillas depurativas; así se hace un reseteo a la piel y vuelve a equilibrarse.

  • Piel con exceso de sebo, tendencia al acné y puntos negros.

  • La limpieza con Jabón

  • Puedes profundizar la limpieza con un Mist facial que ayude a tonificar y equilibrar el PH.

  • Es importante siempre hidratar en estos casos son excelentes las Cremas sólidas.

  • Para nivelar serum regenerante a base de Jojoba es estupendo, porque aunque de «miedo» ciertos aceites poseen ácidos grasos que ayudan a equilibrar las glandulas sebaceas.

  • Los automasajes ayudan a que la piel reciba de manera idónea activos de las plantas y la cosmética natural

Recomendaciones: Practicar ejercicio de forma continua y rodearse de personas muy activas para no caer en la pasividad. Usar geles naturales que hidraten. Plantas depuradoras y astringentes. Este tipo de piel suele ser más grasosa, y para evitar que se saturen los poros lleva mas limpieza, y evitar alimentos que contengan mucha grasa como los fritos, quesos, chicharrón, etc.

4. PIEL MIXTA

Es un tipo de piel que hay que cuidarla como si se tuviera dos. Por un lado, su parte central: frente, nariz y barbilla, que suele ser mas oleosa, hay que cuidarla con productos de piel oleosa. Por otro lado,los poros de las mejillas y el contorno lo cuidaremos con productos de piel seca. Es de poros finos y gruesos con partes de grasa y otra con poco agua.

Necesita

  • Equilibrar constantemente.

  • Es vital hacer una limpieza profunda y exfoliación.

  • Usar mascarilla en polvo en “zona T” y en el contorno mascarilla sólida hidratante.

  • Precisará de productos cosméticos reguladores, combinando ingredientes hidratantes no muy grasos y otros equilibrantes y ligeramente astringentes.

  • Combina activos de piel seca y oleosa para equilibrar esta piel dependiendo la estación.

Recomendaciones: Llevar una dieta equilibrada, buscar climas frescos y fomentar la calma y la serenidad a través de relaciones estables y de disciplinas como el yoga o la meditación. Depurar, limpiar e hidratar la piel con elementos suaves y muy fluidos. Es importante protegerse bien del sol, y evitarlas en las horas pico ya que el sol y el calor pueden desencadenar brotes, pecas, acné, irritaciones, etc. Bajarle a los picantes, ajo, cebolla cruda, comer ensaladas, beber agua de coco.

5. PIEL SENSIBLE

Es más común de lo que creemos. Aquellas que reaccionan y se irritan con facilidad, pueden darse en cualquier periodo de la vida.Es emocional y reacciona a cualquier cambio que tengamos en cotidianeidad ( Cambio climático / estacional / aire acondicionado / viento / sol / estres / angustia / ansiedad / miedos / trabajo estresante / vínculos negativos etc … ) En pieles maduras suele darse por el hecho que la piel se modifica y ciertas células receptoras bajan su densidad haciendo más reactiva la respuesta inmune.

Necesita:

  • Nutrirla – Hidratarla – Fortalecerla – Protegerla

  • Con activos calmantes, descongestivos como manzanilla, rosas, almendras, jojoba , geranio , lavanda , aloe vera , lechuga , pepino , melisa, caléndula, geles naturales y leches vegetales.

  • Se recomienda limpieza suave , sin fuerza , exfoliación con cuidado ( textiles muy suaves ) y jabón ( tenemos con leche de avena que es maravilloso para limpiar , bajar irritación y calmar la piel )

  • El Mist facial siempre será una de las mejores opciones para cuidar este tipo de piel.

  • Puedes tener piel sensible y también tener poros más abiertos o más cerrados , esto hace que necesites buscar algo más específico para alimentar tu piel.

  • Siempre observa , escucha lo que necesita tu piel .

  • Evita 100% el alcohol, sintéticos, agrotóxicos, derivados del petróleo y conservantes nocivos. Esta piel no lo soporta.

6. PIEL MADURA

Este tipo de pieles se da en personas mayores, ya que con el paso del tiempo las células van perdiendo ciertos compuestos que la ayudan a ser elástica y flexible. Se nota la piel opaca, apagada y seca, ya que los procesos de regeneración celular se ralentizan y no hay tanto recambio de células nuevas. Las células viejas y deshidratadas se acumulan en la superficie en ciertas zonas donde las líneas de expresión son más profundas, generando surcos que se convertirán en arrugas. La falta de estrógenos (característica de la mujer en la menopausia) ayuda a que la piel se reseque más rápidamente. Comienza a «adelgazar» su volumen, suelen aparecer arrugas y flaccidez.

Necesita:

  • Nutrición – Hidratación – Regeneración

  • Cosméticos con propiedades regenerantes, nutritivos y revitalizantes.

  • Estimular su regeneración es fundamental para que las células esten activas y con buen metabolismo funcional.

  • El Serum regenerante , crema antiedad y jabones naturales son gran aliados para este tipo de pieles

  • Productos con consistencia o más livianos dependera de si la piel madura es mas oleosa o con tendencia a la sequedad pero siempre que sus ingredientes sean antioxidantes y regenerativos

  • Dormir mucho, tratar de seguir rituales estables, evitar el frío, no precipitarse y relacionarse con personas cálidas y tranquilas.

  • Hidratar y nutrir la piel en profundidad.

  • Evitar baños muy calientes, y cualquier producto que les reseque mas la piel.

  • Es muy importante comer muchas frutas frescas Y tomar agua.



25 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo